Seleccionar página

Alternativas a la residencia de ancianos

El paso del tiempo es inmutable y constante, a veces demasiado rápido y otras demasiado lento, pero antes o después siempre llega un punto en la vida en el que hay que buscar soluciones que se ajusten a nuestra situación personal.

Es un hecho que una gran parte de las personas mayores agradecen ayudas con las tareas del hogar y el uso de su domicilio, en muchos casos se convierte en una necesidad y es entonces cuando apremia una solución definitiva que nos facilite la vida a todos.

Lo ideal es que, cuando se llega a este punto, ya se haya decidido con antelación qué posibilidades concuerdan mejor con nuestro caso particular. Existen muchas alternativas y ninguna es mejor que otra, todo depende de las necesidades de nuestras personas mayores.

Desde Mas Vida, queremos reflejar los métodos que suele utilizar la gente y algunas opciones que quizá no conozcas y que puedan resultarte interesantes.

¿Es la residencia de ancianos la mejor opción?

Uno de los métodos más clásicos es optar por esta solución. A pesar de que existen ciertos constructos sociales que han posicionado muchas opiniones en contra de este modelo, las residencias de ancianos suelen ofrecer unas condiciones y unos cuidados que mejoran de forma objetiva la calidad de vida de sus residentes.

Ventajas

Atención 24/7

Entre las principales ventajas de estos centros, lo más importante es que las personas mayores cuentan con un personal médico especializado que les proporciona atención sanitaria las 24 horas del día. Además de controlar el estado de los residentes constantemente, también suelen establecer planes de cuidados personalizados.

Cuidado e higiene

Por otro lado, el cuidado y la higiene personal también es una prioridad. A pesar de que vayan a permanecer dentro de una residencia, es importante fomentar un envejecimiento activo y saludable.

De esta forma, las personas mayores se visten, se arreglan y tienen una convivencia social en la que se relacionan, establecen nuevas amistades y conviven en un espacio adecuado para sus necesidades.

Actividades de ocio

El último punto, probablemente es el más importante. La mayoría de residencias de ancianos fijan programas de actividades que procuran empujar a los residentes a colaborar y mantenerse entretenidos mientras mejoran sus capacidades físicas y mentales.

Desventajas

En el otro lado de la balanza, existen otros factores que, por supuesto, hay que tener en cuenta frente a sus ventajas.

La adaptación para este tipo de proyectos es clave y no todas las personas mayores reaccionan de la misma forma a la hora de dejar su hogar o de aceptar que necesitan una ayuda.

En muchos casos, también supone un duro golpe para la autoconfianza y muchos sienten que se han convertido en una carga para su familia.

Sumado a ello, los familiares también pueden adquirir cierto sentimiento de culpabilidad por la idea de estar “abandonando” a un ser querido.

Desarraigo del hogar

Además, la distancia de su zona de confort también suele desorientar a las personas mayores y supone una gran desventaja. Una de las causas más comunes de abandono o rechazo de las residencias es la no adaptación del interno a su nueva vida. La comida, la cama o los horarios pueden no encajar con sus estilos de vida y provocarles un malestar innecesario.

Costes elevados

Sufragar los costes de una residencia puede ser un dolor de cabeza.

Los precios varían en función de si la residencia es pública, privada o concertada, de la Comunidad Autónoma en la que se encuentre y del grado de movilidad o dependencia que tenga el residente (silla de ruedas, dependiente, etc).

En la mayoría de los casos, en España, las residencias suelen cobrar una media de más de 1.500 € mensuales.

Aspectos psicosociales

Por un lado, nos gustaría mencionar algunos de los aspectos que afectan en la vida de nuestros mayores cuando ingresan en una residencia.

A nivel cognitivo, los cambios que sufren los ancianos se suelen traducir en cuadros depresivos y de estrés. El paso de vivir en el hogar, en un entorno que se conoce, a otro completamente desconocido y compartido puede generar cierta tensión psicológica y momentos de estrés.

Se calcula que la presencia de depresión mayor en ancianos hospitalizados con enfermedad aguda llega al 10%.

En estos mismos los trastornos depresivos menores alcanzarían el 30%. En residencias los porcentajes se disparan hasta 15% y 30-35% respectivamente.

Otros modelos interesantes

Es un hecho que muchas familias no se pueden permitir un costo tan elevado, pero este no suele ser el principal obstáculo a la hora de explorar ciertas alternativas a la residencia de ancianos.

La idea del hogar sigue prevaleciendo como uno de los pilares de nuestra vida, formar una familia y construir un entorno propio.

Desprenderse de él, después de todo lo vivido en un mismo hogar, muchas veces puede ser un paso demasiado grande y doloroso.

Debido a ello, durante los últimos años se han ido implementando nuevas vías que ofrezcan todo lo que buscan las familias y los modelos que mejor funcionan en otros lugares de Europa, cada vez son más comunes en España.

Atención en casa

La forma más cómoda de tener seguridad en casa, es contar con atención domiciliaria integral.

Se trata de aprovechar la tecnología dando un paso más allá de la teleasistencia convencional, implantando sistemas de domótica y telemedicina con profesionales.

De esta forma, se puede controlar en todo momento lo que sucede en el hogar e implicar al máximo número de factores: la familia, los servicios sociales, el sector privado…

Cohousing

Otro modelo que puede resultar atractivo sin tener que dejar tu hogar es el “cohousing”.

Es un enfoque de vida que se basa en comunidades de casas privadas agrupadas alrededor de un espacio compartido.

Las viviendas son independientes, pero el mantenimiento del espacio común implica que el vecindario sociabilice, se preocupen los unos por los otros y estén en contacto diario.

Las zonas comunes suelen contar con lavandería o comedor entre otros servicios y, si bien es cierto que no puede ser un recurso de última hora, en otros países se ha convertido en un modelo de vida muy enfocado hacia la tercera edad con muy buenos resultados.

Apartamentos tutelados

Muchas familias también habrán oído hablar de los apartamentos tutelados. Este tipo de viviendas ofrecen supervisión periódica.

No es recomendable para un caso que necesite asistencia continua y también implica la mudanza a un nuevo destino, pero la atención primaria queda totalmente cubierta.

Además, las viviendas se suelen situar cerca del mar y cuentan con servicios como lavanderías, comidas a domicilio o visitas médicas.

¿Es posible envejecer en casa?

Los tiempos están cambiando, y con ellos la forma de pensar de una sociedad que mira hacia adelante y busca nuevas soluciones. 

Cada vez son más las familias que apuestan por alternativas que permitan afrontar los retos que implica el proceso de envejecimiento de un familiar acudiendo a empresas que prestan servicios de atención domiciliaria.

Hacerse mayor es algo natural, una fase vital que cada persona tiene derecho a vivir a su manera, y las actuales generaciones de personas mayores así lo entienden y reivindican. Toca a su fin la época en la que se daba por hecho que a partir de cierta edad lo natural era recurrir a una residencia de ancianos. En nuestros días se ha invertido esta tendencia y con el tiempo, la opción con más adeptos será la de envejecer en el hogar.

Una nueva tendencia: Nuda Propiedad y envejecer en casa

Lo más importante, al fin y al cabo, es que la seguridad de nuestros mayores quede cubierta sin que los cambios supongan un conflicto.

Algo que comparten todos los modelos nombrados hasta el momento, lógicamente, es que suponen cierta inversión. Cuando solicitas un servicio, hay que pagar el precio.

En muchos de ellos, además, las personas mayores se han de desprender de la casa donde han vivido la mayor parte de su vida, por mucho que pese.

Sin embargo, existe la posibilidad de vender la titularidad de tu hogar sin tener que dejar de vivir en él.

El pleno propietario de una vivienda posee dos derechos: la Nuda Propiedad, que hace referencia al nombre bajo el que figura la propiedad de la casa y el Usufructo, que hace referencia al derecho de uso del inmueble.

Vender únicamente la Nuda Propiedad manteniendo el Usufructo, permite al propietario original obtener una gran cantidad de dinero y seguir disfrutando de su hogar para toda la vida.

Este último modelo cada vez es más común debido a que se consigue elevar el nivel de vida sin la necesidad de abandonar tu hogar.

Estas son algunas de sus ventajas:

  • Inyección de capital y ahorro económico
  • Autonomía
  • Intimidad
  • Permanencia en el domicilio
  • Atención personalizada.

Con el dinero obtenido tras la venta, además, se pueden costear los gastos de medicinas o cuidados a domicilio si fueran necesarios.

Evidentemente, la venta de la Nuda Propiedad será inferior a la de la propiedad plena, ya que no se vende el usufructo, pero en la mayoría de los casos es un precio que vale la pena pagar.

Conclusión

Lo que más importa es nuestro bienestar y el de nuestra familia.

Cada uno tiene unas circunstancias particulares y hay que hacer balance sobre nuestras necesidades y los cambios que estamos dispuestos a aceptar.

La vida en nuestro hogar es cómoda y tiene connotaciones sentimentales, pero es posible que no dispongamos de todos los servicios y cuidados necesarios.

Cuando llega el momento de tomar una decisión, el factor económico puede ser determinante.

Por eso, con los medios de los que disponemos, tenemos que encontrar la solución que mejor se adapte a nuestras personas mayores.

¿Necesitas asesoramiento para tomar esta decisión? No dudes ponerte en contacto con nosotros.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Artículos relacionados:

Colaboración con 3ACE

Colaboración con 3ACE

La cooperación entre entidades que buscan un respaldo para la sociedad siempre es una buena noticia y desde Mas Vida...

Colaboración con Caser Seguros

Colaboración con Caser Seguros

Desde Mas Vida queremos anunciar una nueva colaboración con la prestigiosa compañía Caser Seguros, gracias a la cual...